Controla a los haters de tu marca sin morir en el intento

Desde la llegada de la era digital, nuestro vocabulario ha adoptado términos que definen la personalidad de los usuarios de internet: stalkers, drama queens, likeadores, ciberactivistas, etc. Uno de los más peligrosos para las marcas que tienen presencia digital es el hater.

Para familiarizarnos más con esta palabra, echemos un vistazo al diccionario del Blog de las Ideas:

 Hater: (s) Dícese de aquel sujeto que existe para molestar a los demás. Se manifiesta con comentarios irritantes en las redes sociales y hará de todo por llevarte la contraria. En vez de corazón, tiene un hoyo negro que absorbe sus emociones.

Si te has enfrentado al ataque de uno de ellos, toma nota de los siguientes tips para librar a tu marca de estos personajes:

  1. Dales réplica. No te estoy diciendo que te pelees con ellos, al contrario, abre la posibilidad de un diálogo. Escucha por qué van en contra de tu producto/servicio, ofréceles soluciones y contesta de la manera más amable e ingeniosa posible. Verás como algunos de ellos agradecerán tu respuesta oportuna y podrían empezar a ser amigables.t1

     

  2.  No te limites por complacerlos. Si bien es importante detectar el tipo de publicaciones que puede desatar la furia de tus haters, debes de creer en la esencia de tu marca y no dejar de innovar. En ocasiones, la provocación puede ser el detonante que tu empresa necesita para estar en boca de otros y atraer a más público. Tómalo como una oportunidad y no una limitante.
    t2
  3. Tú tienes el mando. Aunque tomemos medidas como las de los puntos anteriores, hay que ser conscientes que mucha gente vive para molestar sin una razón. Por eso recuerda que tú tienes el control para administrar toda interacción en las redes sociales y sitio de tu marca; si los haters siguen fastidiándote, simplemente elimínalos. Restringe su acceso a tu contenido; sí, estás en tu derecho de hacerlo. Sólo configura la privacidad de cada plataforma para que esas personas no puedan interferir más con sus comentarios.
    t3A final de cuentas nadie es monedita de oro, y como dicen por ahí, “haters gonna hate”, así que enfócate en seguir impulsando tu marca bajo una estrategia digital sólida y bien fundamentada. Deja que tu trabajo sea el que hable más fuerte; recuerda no tomarte tan a pecho todo lo que los haters dicen de ti, mejor enfócate las críticas que ayuden a mejorar tu servicio.

    Y si tú eres un hater, no quiero desearte el mal, pero el karma digital vendrá por ti muy pronto, así que espero que cambies de actitud. (Como primer paso de tu nueva vida, puedes empezar dejando un comentario feliz justo aquí).

 

Comparte nuestras ideas... Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
0Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicita información respecto a nuestros servicios de Cursos y Talleres: